La iluminación LED se ha hecho muy popular en los últimos tiempos gracias a los importantes ahorros que se pueden conseguir a través del uso de bombillas de LED, no sólo por su menor consumo energético en comparación con otro tipo de bombillas como las halógenas o las incandescentes, sino también por su mayor duración.

Es por ello que tanto a nivel industrial o profesional, cada vez las empresas le dan mayor importancia a la planificación y estudio previo de la iluminación de sus espacios a través de sistemas de iluminación LED.


Las bombillas de LED están preparadas para tener una duración superior al resto de tipos de bombillas, pero para que su vida útil se alargue al máximo es necesario seguir una serie de precauciones e indicaciones, por ello antes de hacer una inversión en sistemas de iluminación LED lo recomendable es dejarse aconsejar por expertos y no dedicarse únicamente a cambiar una bombilla normal por una bombilla LED.


Las fluctuaciones eléctricas, lo que comúnmente se conoce como subidas de tensión, son habituales en instalaciones eléctricas que no están verdaderamente adaptadas al consumo energético que se está haciendo y son precisamente esas fluctuaciones las que suponen un gran enemigo para las bombillas LED, destruyendo la electrónica de las mismas.

Como semiconductores que son, los LED deben trabajar dentro de un determinado rango de temperatura para no estropearse. Hacer uso de bombillas LED en lámparas que no están preparadas para el uso de éstas contribuye a una disminución notable de su vida útil.

Deficiencias en la instalación como interruptores viejos, humedad o carencia de toma de tierra están también detrás de que las bombillas de LED finalicen su ciclo de vida útil antes de lo previsto. Para evitar que las deficiencias afecten a las horas de iluminación de una bombilla de tipo LED, antes de hacer el cambio es conveniente una revisión que evalúe el estado de la instalación eléctrica y el tipo de lámparas que se van a usar.

Recurrir a profesionales de la iluminación LED también puede ayudar a hacer una mejor distribución de los puntos de iluminación, consiguiendo un ambiente más confortable.

Shares
Share This